Comunicate con nosotros

Deportes

Hank Aaron, el rey de los jonrones que desafió el racismo

Publicado

en

REDACCIÓN INTERNACIONAL.- Hank Aaron, quien enfrentó el racismo cuando eclipsó a Babe Ruth como el rey de los jonrones del béisbol, con 755 jonrones y el récord más celebrado en los deportes durante más de 30 años.

El exjugador que murió este viernes a los 86 años,  militó durante 23 temporadas, todas menos sus dos últimos años con los Bravos en Milwaukee y luego en Atlanta, Aaron fue uno de los mejores jugadores de la historia del béisbol y una de las últimas estrellas de las Grandes Ligas en haber jugado en las ligas negras.

Pero su búsqueda del récord de Ruth de 714 jonrones resultó ser un asunto profundamente preocupante más allá de las presiones del campo de juego. Cuando conectó su jonrón 715, en la noche del 8 de abril de 1974, contra los Dodgers de Los Ángeles en el estadio del condado de Atlanta-Fulton, prevaleció frente al correo de odio e incluso amenazas de muerte que arrojaban indignación de que un hombre negro pudiera suplantar a un icono de béisbol blanco.

Aaron era rutinariamente brillante, actuando con gracia aparentemente sin esfuerzo, pero tenía poco destello, a pesar de su apodo en las páginas de deportes, Hammerin ‘Hank. Durante mucho tiempo sintió que no se le había otorgado el reconocimiento que merecía.

Jugó para equipos mucho más allá de los centros de medios de noticias de Nueva York y la Costa Oeste, y sus Bravos ganaron solo dos banderines y un solo campeonato de la Serie Mundial, los que llegaron mucho antes de que se acercara al récord de Ruth.

Aaron no disfrutó de la idolatría otorgada a Mickey Mantle de los Yankees ni igualaron la exuberancia y presencia eléctrica de Willie Mays de los Giants, sus contemporáneos de campo y rivales por la aclamación como el mejor pelotero en la historia de las Grandes Ligas,según informó el NY Times.

Pero cuando fue elegido para el Salón de la Fama del Béisbol en 1982, su primer año de elegibilidad, Aaron recibió el 97,8 por ciento de los votos de los escritores de béisbol, segundo en ese momento solo detrás de Ty Cobb, quien fue incluido en 1936.

Aaron creció en Alabama en medio de una rígida segregación y sus humillaciones, y enfrentó abusos desde las gradas mientras jugaba en el Sur como un jugador de ligas menores. Años más tarde, sintió que los fanáticos de los Bravos eran en gran medida indiferentes u hostiles hacia él mientras perseguía el récord de Ruth. Y el comisionado de béisbol en ese momento, Bowie Kuhn, no estaba presente cuando conectó su histórico jonrón 715.

Fuente: NY Times

¡Comenta!

Presidencia De La Republica

Ministerio de Industria, Comercio y Mypimes (MICM)

Publicidad

Publicidad

Translate this site »